sábado, 18 de julio de 2009

Esperar

Esperar es la mayor y mejor actividad de nuestras vidas. Lo que está por venir es mucho más de lo que ya pasó, y esperamos. Esperamos nuestra voluntad, nuestra fuerza que tapa las rendijas por la que se nos mete la muerte. Esperamos lo indecible. Y, de pronto, aquí está, lo que nunca habríamos sospechado que sucedería. Lo más grande que podemos hacer es esperar. La espera produce un enorme potencial atractivo: todo el potencial de hacer el no-hacer.

1 comentario:

  1. Sobre todo si llevamos la espera sin ansiedad, con el no-hacer.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar